Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Jueves, 27 de octubre de 2011

La verdad es la verdad. La diga Agamenón o su porquero

Guardar en Mis Noticias.

      En los últimos días, se han sucedido las más diversas reacciones al artículo “Tiempo Abierto al sionismo en Radio San Borondón”, del Sr. Octavio Hernández, publicado en Canarias-semanal.com. Así como a la posterior nota del veterano periodista tinerfeño Julián Ayala, en la que éste suscribía el contenido de dicho artículo y realizaba un digno ejercicio de autocrítica. Algunas de estas respuestas requieren una breve contestación explicativa.  

 

        El texto en cuestión, tal y como indica su título, es una denuncia del discurso prosionista que, en medio de la masacre perpetrada por Israel en la franja de Gaza, defendieron los realizadores del programa Tiempo Abierto en pasadas fechas. Carecería de sentido sintetizar aquí dicho discurso, ya que el audio que lo contiene está a disposición de quien quiera escucharlo en las páginas de esta misma revista. Esta sencilla operación permitirá verificar al lector interesado que el mismo respalda absolutamente lo escrito por el Sr. Hernández. Obviamente, tras realizar las pertinentes comprobaciones, la reducción de canarias-semanal no dudó un solo instante a la hora de publicarlo.

 

       Como ya expresamos en el editorial de nuestro número 0, hace ahora más de cuatro años, esta publicación electrónica nació con la intención de llamar al pan, pan y al vino, vino, a sabiendas de que esto provocaría inquietud en unos y furor en otros. Contra viento y marea hemos venido haciéndolo así, con aciertos y errores,  pero siempre con la firme determinación de buscar la verdad. Y la verdad, que no es -como pretende el irracionalismo postmoderno- un juguete perfectamente elástico y adaptable a los intereses de cada cual, tampoco tiene nada que ver con quien la pone de manifiesto. Es sencillamente la verdad, tanto si la sostiene Agamenón, como si lo hace su porquero. En este caso concreto, además, ocultarla o pretender tergiversarla implica incurrir en complicidad con los genocidas.

 

        Para zanjar este asunto,  cabe señalar que la redacción de esta revista ha dejado bien claras -siempre que lo ha estimado oportuno - sus radicales discrepancias con el Sr. Octavio Hernández. Aunque, eso sí, aportando razones -no insultos- y respetando siempre el derecho a réplica, que sólo niegan los que temen  la batalla de las ideas. Al alcance de cualquiera se encuentra la posibilidad de consultar nuestras páginas, para constatar las profundas y esenciales diferencias que separan al mentado señor de la línea editorial de esta revista. (1)

 

        En cualquier caso, y en otro orden de cosas, debemos aclarar que no podemos sentirnos responsables por las consecuencias negativas que las denuncias dirigidas contra dos locutores parecen estar acarreando - según el director de la emisora - a  Radio San Borondón. Para percatarse de este hecho evidente, le bastaría al Sr. César Rodríguez Placeres atender a las llamadas de atención efectuadas por sus propios oyentes. En efecto, el pasado lunes 26, la señorita Anabel Leal se refería en antena - en el espacio La Trapera - a la queja de uno de estos oyentes que, en nombre de un ?grupo de admiradores de la radio? - advertía que se estaban planteando dejar de escucharla y dejar de emitir firmas de apoyo al CCPC,  ya que no era de recibo que RSB no hubiera expresado su rechazo a las declaraciones emitidas en Tiempo Abierto?. (2)

 

        El mínimo respeto debido a sus oyentes exige suponer que antes de realizar esta reconvención escucharon tales declaraciones, así como las explicaciones aducidas por el responsable de Radio San Borondón. Tampoco es demasiado difícil inferir que, muy posiblemente, la gravedad de lo que escucharon fue lo que motivó? que ?no les parezca de recibo? que, pese a todo, el Sr. Rodríguez Placeres insista en calificar a los realizadores de Tiempo Abierto como dos “hombres de izquierda a los que aprecia” (3) y que “sencillamente discrepan en este tema, sin que pase nada”. (4) Debería ser fácil comprender, asimismo, que la existencia de pruebas sonoras impide sostener  - sin consecuencias - que la polémica suscitada es fruto únicamente de la mala fe de algún “cerdo de prensa” y puede reducirse a un “mal entendido entre compañeros”. O que la reiterada defensa de las tesis sionistas por parte de los dos locutores aludidos fue tan sólo - en palabras del letrado grancanario y asesor de Radio San Borondón José Manuel Rivero - ?una declaración desafortunada? (5)

 

          Del análisis sosegado de los hechos se desprende naturalmente que son las propias contradicciones irresueltas en RSB las causantes de la irritación de sus oyentes. Un firme rechazo a los reproductores de la propaganda sionista parece ser todo lo que éstos solicitan. Por el momento, empero, el Sr. Rodríguez Placeres y sus colaboradores más afines no se han mostrado proclives a realizar dicho análisis. Bien al contrario, el Sr. César Rodríguez Placeres, en el programa La Trapera del lunes 26 de enero, prefería responder a las críticas calificando como “siniestrona” -en un paralelismo con la “derechona”, que diferenciaba a su vez de la “derecha civilizada” - a  aquéllos que, en su opinión, atacan a Radio San Borondón porque les duele la credibilidad que tiene este medio?. (6) Minutos antes, en el comienzo de este mismo programa, el Sr. Rodríguez Placeres había incluido en el grupo de individuos que merecen ser calificados con este singular neologismo a “quienes hacen una labor divisionista... de machacar al partido socialista” (7), “posibilitando un desánimo que impide el triunfo de la alternativa clara de Juan Fernando López Aguilar en cuanto a la lucha contra la corrupción y de cambio en este Archipiélago”. “De izquierdas hay en realidad muy poca gente - concluía más tarde el Sr. César Rodríguez Placeres - porque esas cosas se demuestran en la práctica, lo que hay es mucha siniestrona”. (8)

 

         No son de izquierdas, pues, los medios que advierten sobre el carácter neoliberal del Partido Socialista Obrero Español o sobre la trayectoria del candidato López Aguilar, que en su da llegó a expresar públicamente -con gran “apego” al Estado de Derecho - que estaba dispuesto a ?fabricar imputaciones?, si era necesario, para mantener en la cárcel a un preso que ya había cumplido su condena. Y tampoco merecen esta dignidad los que se hacen eco de las denuncias comprobadas sobre dos locutores que defienden la limpieza étnica efectuada por Israel con los palestinos durante más de 60 años.    

 

          Sí son de izquierdas, en cambio, de acuerdo a los particulares criterios del Sr. César Rodríguez Placeres, estos dos locutores: Antonio Adelfo Delgado Núñez y el “Profesor Javaloyes”. Como lo es también Eligio Hernández, otro habitual colaborador de Radio San Borondón y Fiscal General del Estado durante el infame periodo histórico de los GAL. Hernández cuenta en su haber - entre otros muchos “méritos” - con la persecución de los insumisos o la defensa de La Ley Corcuera (la de la patada en la puerta) y del terrorista de Estado ex general Rodríguez Galindo, al que agradeció en un artículo publicado en la prensa de Gran Canaria y Tenerife “su sacrificio por la democracia española”. (9) Todo lo  cual no es ábice para que continúe siendo un hombre inequívocamente “progresista”. Al igual que lo es, y no queremos cansar a los lectores aportando más ejemplos, Guillermo Guigou (ex presidente del PP de Tenerife), mal que le pese a una “siniestrona” empeñada en provocar “la división de la izquierda para hacer el juego a los grandes poderes económicos”. En suma - y según se desprende de las reiteradas manifestaciones del Sr. Rodríguez Placeres -, son de izquierdas todos aquellos que, con total independencia de lo que demuestren en la práctica, disfrutan del privilegio de contar con su amistad. Y no lo son quienes se atrevan a cuestionar semejante arbitrariedad, por más que aporten evidencias concluyentes para avalar su discrepancia.    

 

        Aunque esta manera de proceder no puede pasar indefinidamente desapercibida para todos los oyentes de Radio San Borondón, desde la distancia resulta imposible aventurar hipótesis sobre su posible influencia en las críticas que ahora recibe la emisora desde el movimiento social de la isla de Tenerife. Solo nos queda añadir, en cualquier caso, que la testaruda verdad termina por abrirse paso en cuanto se busca honradamente. Por ello, quienes se empeñan en despreciarla deben asumir el riesgo de que, más tarde o más temprano, ésta acabe poniéndoles en el sitio que les corresponde. O dicho de otra manera, conviene tener presente que, a la postre, cada palo acabar? aguantando su vela.

 

Notas y  referencias:

 

(1) Puede consultarse, a título de ilustrativo ejemplo, la respuesta de la redacción de Canarias-semanal a ?El fantasma de Cho Vito y el espíritu de la contradicción?, del señor Octavio Hernández, en la sección Debates? situada en el menú izquierdo de la portada.

 

(2) Programa La Trapera, de Radio San Borondón, del lunes 26 de enero de 2009, (localizable en la fonoteca de esta emisora radiofónica). (139 y minutos siguientes).  

 

(3) Aunque tal afirmación ha sido reiterada por el Sr. César Rodríguez Placeres, puede escucharse en el audio de la contestación del periodista Julián Ayala a los ataques recibidos por un tal “profesor Javaloyes”, que incluimos en la polémica ?Tiempo abierto al sionismo?.    

 

(4) Programa La Trapera, de Radio San Borodón, del lunes 26 de enero de 2009, (139 y minutos siguientes).  

 

(5) Manifestaciones realizadas por el letrado José? Manuel Rivero el pasado sábado 24 de enero en Radio San Borodón. Si bien no nos consta que esta intervención haya sido incluida en la Fonoteca de esta emisora, Canarias-semanal.com dispone de una grabación de la misma. 

 

(6) Programa La Trapera, de Radio San Borondón, del lunes 26 de enero de 2009, (139 y minutos siguientes).  

 

(7) Programa La Trapera, de Radio San Borondón, del lunes 26 de enero de 2009, . (2:33 y minutos siguientes; 10:40 y minutos siguientes para la alusión a los “miembros de la siniestrona” que tratan de torpedear “la alternativa de cambio” de Juan Fernando López Aguilar).

 

(8) Ibídem. (139 y minutos siguientes).  

 

(9) "La Guardia Civil frente al terrorismo". Eligio Hernández. La Provincia. Diario de Las Palmas/ El Día. Puede consultarse en la sección de esta misma revista "Hace apología del terrorismo un ex Fiscal General del Estado?”.

 

Acceda para comentar como usuario Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
Normas de participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
Canarias-semanal.org • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress