Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Lunes, 23 de abril de 2018
La guerra concluyó en abril de 1958, hace apenas 60 años, pero el casi medio millar de soldados muertos no han sido devueltos a su tierra

A 60 AÑOS DE LA "GUERRA OCULTA". LOS SOLDADOS MUERTOS EN SIDI IFNI AÚN PERMANECEN EN EL CEMENTERIO DE LAS PALMAS

Guardar en Mis Noticias.

Hace 60 años, en plena dictadura franquista, España estaba en guerra. sin embargo, la censura de los medios de comunicación hacían que hice conflicto bélico no fuera percibido por la población en toda su magnitud. En África, el ejército español combatía contra unas unidades irregulares que tenían el apoyo de Marruecos. La verdad se ocultó a la opinión pública (...).

           Hace 60 años, en plena dictadura franquista, España estaba en guerra. sin embargo, la censura de los medios de comunicación hacían que hice conflicto bélico no fuera percibido por la población en toda su magnitud. En África, el ejército español combatía contra unas unidades irregulares que tenían el apoyo de Marruecos.  La verdad  se  ocultó a la opinión pública. Fue una guerra oculta, sobre todo porque quien había sido "el general más joven de Europa", el "centinela de Occidente", sufrió una severa derrota en el desierto.  Pep Martí   escribió un reportaje sobre aquellos acontecimientos que seis décadas después nos ponen al corriente de lo que muchos denominan hoy "la guerra ignorada".
 

 


 

       Marruecos obtuvo su independencia en 1956, cuando se iniciaba el proceso de descolonización en África. Francia y España tuvieron que renunciar a sus protectorados marroquíes. Madrid perdió así el territorio del Rif, al norte. Pero el nacionalismo marroquí quería el país entero y miraba Ifni, aún bajo bandera española. Eran los años del movimiento panarabista. En Marruecos, era muy potente del Istiqlal, el partido nacionalista que competía con la monarquía de Mohamed V - y tras Hassan II - por el liderazgo de la sociedad marroquí. Desde el mismo momento de la independencia, el objetivo del nuevo reino fue construir el Gran Marruecos, que incluía los territorios del Sahara (que obtendrían en 1975), Ifni y Cabo Juby, situados entre Marruecos y el Sahara.

 

 

 

       El 23 de noviembre de 1957, comenzó un ataque del llamado Ejército de Liberación Nacional contra las posiciones de Ifni, un territorio yermo, de unos pocos miles de habitantes, que era utilizado básicamente como enclave militar. Pero el ataque tomó por sorpresa a las autoridades españolas. Durante seis meses se produjeron fuertes combates, mientras los marroquíes avanzaban hacia la capital, Sidi Ifni, pequeña población de la costa, que pudo ser protegida. Franco envió varias banderas de la Legión y barcos de la marina avituallar la ciudad.

 

 

Una derrota completa

 

 

        La guerra concluyó en abril de 1958, hace apenas 60 años. Los Acuerdos de Angra de Sintra supusieron una derrota para España, obligada a ceder casi todos los 1.600 kilómetros cuadrados del territorio, excepto los 200 que formaban Sidi Ifni y una zona de alrededor. Marruecos se apoderó también de Cabo Juby. España se encontró aislada en aquel conflicto. Los Estados Unidos no facilitaron en Madrid el material que éste esperaba. Y por España, era más esencial preservar el Sahara.

 

 

         Sidi Ifni mantuvo bajo bandera española hasta 1969 cuando la descolonización ya no podía detenerse. Poco antes había tenido que conceder la independencia a Guinea Ecuatorial. Pero entre 1958 y 1969, Sidi Ifni era un destino posible para los que hacían el servicio militar, y sin duda era el más temido.

 

 

 

 

Miquel Querol: "Los muertos no fueron repatriados"

 

 

        "Me tocó hacer la mili en Sidi Ifni. Yo digo que tuve suerte porque me sortearon ...", explica con humor Miquel Querol, de Almacelles, que fue en el África los años 1963-64. Preside la Asociación Catalana de Voluntarios de Sidi Ifni. Querol recuerda las cifras de las víctimas: "Un total de 386 muertos, 578 heridos y 80 desaparecidos". Ya no había conflicto armado, pero la situación era de alto el fuego en estado de alerta permanente.

 

 

       Para Querol, el más dramático de todo fue que "los muertos no fueron repatriados. No sabemos si por el coste o por no escenificar la guerra. Fue una vergüenza. Cuando finalmente se procedió a descolonizar el territorio, se desentierran para llevarlos el cementerio de San Lázaro, en Las Palmas de Gran Canaria.  ". Sesenta años después de aquel conflicto, los muertos por España en la arena del desierto aún no han vuelto a casa.

Acceda para comentar como usuario Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
Normas de participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
Canarias-semanal.org • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress