Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Miércoles, 18 de octubre de 2017
Continúa la sangría de líderes comunitarios asesinados

¿SI HAY PAZ EN COLOMBIA, QUÉ COSA ES LA GUERRA?

Guardar en Mis Noticias.

La paz de los cementerios parece ser la única que impera realmente en Colombia. Por enésima vez muere asesinado -por razones políticas- un líder comunitario en ese país (...).

 

 

Por JOSÉ MELQUIADES/CANARIAS SEMANAL.ORG.-

 

   

    La paz de los cementerios parece ser la única que impera realmente en Colombia. Por enésima vez ha sido asesinado -por razones políticas- un líder comunitario en ese país.

 

 

    En esta ocasión,  la víctima ha sido José Jair Cortés, miembro de la Junta del Consejo Comunitario del Alto Mira y Frontera en Nariño. La misma organización  que en la noche del 17 de octubre, a través de las redes sociales,  confirmó  la muerte del activista abatido en la tarde del martes.  

 

 

 

    La muerte de Cortés,  según varias fuentes, está relacionada con la actividad que desarrolla el consejo comunitario frente a la situación de emergencia humanitaria que sufren campesinos afro-colombianos, mestizos e indígenas que viven en la zona rural de Tumaco y Llórente, debido a la violencia ejercida por el paramilitarismo y la fuerza pública en nombre del programa de erradicación forzada de cultivos de coca.

 

 

    Como en casos anteriores, José Jair Cortés, que vivía amenazado de muerte junto a otros siete líderes comunitarios, ha sido asesinado a pesar de haber informado a las autoridades estatales de que estaba amenazado de muerte.

 

 

    Al respecto, la Defensoría de Pueblo de Colombia ya había solicitado medidas de protección para los  miembros de la Junta de Gobierno del Consejo Comunitario de Alto Mira y Frontera, amenazados  de muerte por parte de grupos paramilitares que operan impunemente en la zona de Tumaco, región costera del departamento de Nariño.

 

 

   El propio Cortés también había denunciado personalmente esta situación ante el vicepresidente del país Oscar Naranjo.

 

 

   Finalmente, y como dato importante, es preciso destacar que el reciente asesinato -que se suma a una larga lista de crímenes contra activistas sociales- se consuma en medio del llamado "proceso de paz" que avanzan la guerrilla del ELN y el gobierno colombiano. Ante tal situación, la reacción de la guerrilla no se hizo esperar.

 

 

     "Insistimos que estas acciones son una afrenta contra el Cese Bilateral"- publicó la jefatura del grupo insurgente en su cuenta de Twitter.

 

     

 

 

 

 

Acceda para comentar como usuario Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
Normas de participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
Canarias-semanal.org • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress