Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Viernes, 5 de mayo de 2017
Una poderosa arma que contribuyó a que Europa no cayera bajo el dominio fascista

¿LOS HUEVOS DE STALIN? (VIDEO)

Guardar en Mis Noticias.

Fueran los mismísimos testículos de Stalin o, simplemente, un mero instrumento musical, lo cierto es que el arma conocida popularmente como "los órganos de Stalin", tenía a los nazis alemanes "acojonados". El BM-13, que así se llamaba el "atributo" del Secretario General del PCUS durante la Segunda Guerra Mundial, era un lanzador múltiple de cohetes, que el ejército rojo utilizó en su imparable avance hacia Berlín.

 POR ADAY QUESADA / CANARIAS SEMANAL

 

 


      Fueran los mismísimos testículos de Stalin o, simplemente, un instrumento musical, lo cierto es que el arma conocida popularmente como "los organos de Stalin", tenía a los nazis alemanes realmente "acojonados". El BM-13, que así se llamaba  el poderoso atributo del Secretario General PCUS durante la Segunda Guerra Mundial, era un lanzador masivo de cohetes, que el Ejército rojo utilizó en su imparable marcha hacia Berlín.

 

 

      El BM-13 fue, ciertamente una de las armas de la Unión Soviética más temidas por los alemanes en el curso de la  Segunda Guerra Mundial. Disponía de un devastador poder destructivo, al que se añadía el efecto psicológico de los silbidos de los cohetes saliendo de su dispositivo lanzador, cuya "música" tenía aterrorizado al ejército alemán.

 

 

      La cuestión es que en torno a su denominación - ·los órganos de Stalin"- ha existido un equívoco. El calificativo no se refería a los atributos sexuales del dirigente soviético, sino a la letal "musiquilla" que emitían los cohetes al ser lanzados, que se asemejaba al sonido de un órgano de iglesias

 

 

      Aunque el proyecto del arma había sido diseñado ya en 1931 por la Oficina de Investigación y Desarrollo del gobierno soviético, hubo que esperar a 1938 a que se materializara en el arma letal en la que pocos años después se convertiría.

 

 

     Adjuntamos un video en el que su visualización hará comprender el terror que suscitaba. Sin embargo, a esta  arma letal  los europeos deben estarle eternamente agradecidos. Contribuyó de  forma importante a impedir que el dominio del fascismo alemán imperara sobre toda Europa.

 

VIDEOS:

EL ARMA EN TIEMPOS DE LA II GUERRA MUNDIAL Y EN LA ACTUALIDAD (video 3)

 

 

 

 

LA MISMA ARMA EN LA ACTUALIDAD

 

 

 

Acceda para comentar como usuario Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
Normas de participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
2 Comentarios
Fecha: Domingo, 7 de mayo de 2017 a las 16:52
feminista
que pena los pueblos destrozados... por culpa de los imperialistas.. igual le pasa a los pobres coreanos del norte, que tienen que desarrollar un gran arsenal porque si no lo hace así se lo comen los imperialistas yanquis, judíos y saudíes, además de eurocapitalistas.
ese gasto militar podría ser para mejoras de las masas populares y trabajadoras, peroooooo...." la guerra es la continuación de la política por medios violentos".
Fecha: Viernes, 5 de mayo de 2017 a las 15:35
---
Los huevos de Stalin tuvieron su bautismo de fuego el 15 de Julio de 1941, como relata el general Eremenko:
"Experimentamos por primera vez esta estupenda arma en Rudnia, al noroeste de Smolesk. Por la tarde del día 15, la tierra fue sacudida por los tremendos estallidos de sus cohetes. Como cometas de cola roja, las granadas fueron lanzadas al cielo. Los alemanes escaparon presos del pánico..."

Canarias-semanal.org • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress