Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Lunes, 24 de abril de 2017
"Intenta que se legitime la construcción de una carretera en el extremo sur del Sáhara", dice el representante en del Sahara en la ONU

AHMED BUJARI: "MARRUECOS QUIERE CONVERTIR A LA ONU EN SU AGENCIA COMERCIAL"

Guardar en Mis Noticias.

Según informa la agencia Efe, el Frente Polisario cree que Marruecos está tratando de convertir a las Naciones Unidas en su "agencia comercial", al intentar que legitime la construcción de una carretera en el extremo sur del Sáhara que facilita su conexión con el resto de África

 

 

     Según informa la agencia Efe, el  Frente Polisario cree que Marruecos está tratando  de convertir a las Naciones Unidas en su "agencia comercial", al intentar que legitime la construcción de una carretera en el extremo sur del Sáhara que facilita su conexión con el resto de África y que la organización saharaui considera ilegal.

 

 

      Así lo declaro en una entrevista a  esa agencia el representante del Polisario ante Naciones Unidas, Ahmed Bujari. La decisión marroquí el pasado agosto de comenzar a asfaltar una pista en el área de Guerguerat, cerca de la frontera mauritana, desencadenó una de las situaciones de más tensión en la zona en los últimos años.

 

 

     Para el Polisario,esas maniobras marroquíes dentro de llamada "zona tapón" supuso una violación de los acuerdos de alto del fuego de 1991, y respondió enviando al lugar a sus fuerzas, que durante un tiempo estuvieron frente a frente con efectivos marroquíes.

 

 

 

     En opinión de Bujari, la situación no se puede resolver "con un simple llamamiento", pues considera que Marruecos ya ha logrado su objetivo, que era la construcción de la carretera."O bien esta carretera se desmantela, y esa sería la verdadera retirada de Guerguerat (...) o bien, si hay un hecho nuevo, tiene que contar con el acuerdo de las dos partes", subrayó.



 

       Por ello, Bujari explicó que el Polisario ha propuesto discutir con Marruecos a través de la ONU una solución para resolver el asunto de la carretera, pero aseguró que Rabat lo ha rechazado."A lo que se dirige hoy Marruecos es a empujar al secretario general y a empujar al Consejo de Seguridad, a través de Francia, para que se legitime este hecho que viola los términos del acuerdo militar sobre el alto el fuego", defendió.



 

      Según el representante saharaui, Rabat quiere "mantener el proceso de paz bloqueado y, al mismo tiempo, implicar a la ONU para que sea defensora de sus intereses comerciales que atraviesan una zona prohibida y no permitida por el alto el fuego".Por la polémica carretera, que conecta el extremo sur del Sáhara Occidental con Mauritania, circulan a diario entre 280 y 400 camiones, según Bujari, que consideró que eso supone una ganancia "enorme" para la economía marroquí.Un beneficio, subrayó, que se genera "al costo de explotar recursos naturales saharauis ilegalmente y al costo de poner en tela de juicio la validez de la zona prohibida".





"La ONU no está para ser una agencia comercial marroquí", dijo el el diplomático.

 

 

      "El crimen se ha cometido, está ahí. Ese es el cuerpo del delito, la carretera. (...) No debería estar ahí, pero si hay que tratar ese hecho nuevo, tiene que ser producto de un acuerdo entre las dos partes", enfatizó.En su informe, Guterres propone además relanzar las negociaciones sobre el Sáhara Occidental bajo una "nueva dinámica" y un "nuevo espíritu".



 

      El Polisario, dijo Bujari, aplaude ese llamamiento, pero considera que hay que aprender del fracaso de los anteriores intentos y establecer unas condiciones que permitan avanzar y eviten un "bloqueo" por parte marroquí.Así, consideró que sería fundamental que en las discusiones participen otras partes como "testigos", por ejemplo la Unión Africana, la Unión Europea (UE) o el Consejo de Seguridad.



 

      A priori, el elegido para liderar este nuevo intento de mediación de la ONU es el expresidente alemán Horst Kohler, propuesto por Guterres como su nuevo enviado especial, en sustitución del estadounidense Christopher Ross, boicoteado por Marruecos y que presentó su dimisión este año.Bujari dijo que el Frente Polisario ya ha dado su visto bueno a Kohler, pero por ahora su nombramiento no se ha hecho oficial.

Acceda para comentar como usuario Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
Normas de participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
Canarias-semanal.org • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress