Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Lunes, 5 de junio de 2017
Las denuncias se incrementaron un 30%

LA VIOLENCIA MACHISTA CAUSA ESTRAGOS ENTRE LOS JÓVENES CANARIOS

Guardar en Mis Noticias.

Al contrario de lo que podría suponerse, las concepciones retrógradas que conducen a establecer relaciones de desigualdad entre hombres y mujeres no parecen estar desapareciendo entre las nuevas generaciones del Archipiélago canario (...).

Por EUGENIO FERNÁNDEZ / CANARIAS-SEMANAL.ORG.-

 

   Las concepciones retrógradas que conducen a establecer relaciones de desigualdad entre hombres y mujeres no parecen estar desapareciendo entre las nuevas generaciones del Archipiélago canario.

 

 

 

   Así pueden interpretarse al menos,  los alarmantes datos aportados por el  Informe sobre la situación de la violencia de género en las Islas, que elabora cada año  la Consejería de Presidencia, Justicia e Igualdad del Gobierno regional.

 

 

 

    Según este informe, los casos de  menores de edad que han denunciado ser víctimas de violencia machista aumentaron  un 30 % en 2016, en comparación con el año anterior. El sector de los jóvenes y los adolescentes es, de acuerdo al estudio, el que registra un mayor crecimiento de este tipo de agresiones.

 

 

 

   A este respecto, el consejero del área, Aarón Afonso, afirmó durante la presentación del Informe, ante los medios de comunicación, "que el Gobierno redoblará los  esfuerzos, ligados a medidas de prevención y sensibilización, para tratar de revertir una situación que nos preocupa".

 

 

 

   El consejero recordó también que ya en 2016  la campaña contra la violencia de género que llevó a cabo la Consejería, a través del Instituto Canario de Igualdad, estuvo centrada en los jóvenes y los adolescentes.

 

 

 

   Finalmente, Afonso puntualizó que el incremento del 30% en el número de denuncias no tiene que implicar, necesariamente, que haya aumentado el número de casos de violencia machista, ya que también es posible que simplemente estén "aflorando".

 

 

   En cualquier caso, y teniendo en cuenta precisamente que no pocos casos de violencia de género continúan sin denunciarse, las cifras apuntadas por el estudio regional resultan verdaderamente alarmantes.

 

 

   En este sentido, el consejero reconoció que "en este momento la educación en igualdad es una asignatura pendiente no sólo en Canarias, sino en todo el territorio nacional".

 

 

   "En esa línea - concluyó - estamos trabajando con la Consejería de Educación, pues la formación y la prevención a los niños hay que inculcarla desde las primeras etapas escolares, introduciendo asignaturas que les permitan crecer y educarse en una igualdad real entre hombres y mujeres y en el respeto hacia el otro sexo".

 

 

 

   Sin embargo, el consejero del Gobierno autónomo, como el resto de representantes de los partidos del arco parlamentario, abordó esta problemática eludiendo el origen de la desigualdad estructural entre hombres y mujeres, en un sistema - defendido por todas estas organizaciones políticas- en el que el trabajo domestico de la mujer, no remunerado, y la venta de su fuerza de trabajo a un menor precio que la del varón, se traducen en mayores beneficios para las clases empresariales, que también sacan partido de la competencia que logran establecer entre grupos sociales con distintas escalas de salarios

 

 

 

   Resulta especialmente ilustrativo, a este respecto, que, a pesar de haber hecho suyas, de forma retórica, la reivindicación de  "igualdad" de los colectivos feministas, ninguno de los partidos del establishment exija que se legisle para establecer que, de forma obligatoria, las mujeres deban recibir idénticos salarios que los hombres por realizar la misma función.

 

 

 

    Pero no es el ámbito laboral el único que los Ejecutivos regionales y el Central ni siquiera se plantean "regular". Algo similar sucede con la actividad económica relacionada con los spots publicitarios y la producción de otros contenidos culturales y de entretenimiento, como series de ficción, películas o programas de televisión, en el que cotidianamente se reproducen los estereotipos de género, en los que las mujeres se ven reducidas a objetos sexuales de los que debe apropiarse el varón, con altos grados de violencia y sometimiento de las primeras, más o menos explícitos. ¿Por qué el Gobierno canario, si realmente se preocupa por fomentar el "respeto hacia la mujer", no reclama que se establezca un código que permita eliminar este tipo de producciones que "educan" a las nuevas generaciones desde su primera infancia?    

 

 

 

  ¿Realmente es lógico confiar en que esta realidad social, reproducida cada día por la estructura económica capitalista y, en las conciencias, por los grandes medios de comunicación, pueda ser revertida por una mera campaña de la Consejería de Presidencia, Justicia e Igualdad del Gobierno regional?

 

Acceda para comentar como usuario Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
Normas de participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
Canarias-semanal.org • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress