Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies

Lunes, 14 de diciembre de 2015
Nuevas denuncias, viejas conspiraciones

¿Por qué permite el Gobierno venezolano la financiación foránea de la oposición? (Vídeo)

Guardar en Mis Noticias.

      El pasado domingo, el periodista e investigador José Vicente Rangel (JVR), en su programa “José Vicente Hoy” -sección “Confidenciales”- revelaba que EE.UU habría creado un centro de desinformación mundial llamado “CIMA”,  para actuar  contra Venezuela en diversos ámbitos de la vida del país.

 

 

 

   “Desde el pentágono – señaló Rangel-  se tejen las actividades en contra del país, esto incluye operaciones clandestinas en varios medios de comunicación para generar desinformación y desestabilización”.

 

 

   Las actividades del mencionado centro de desinformación formarían parte de un “programa para actividades encubiertas, con el fin de estructurar actos de desinformación e información hostiles al proyecto bolivariano, al cual se “ha  destinado un presupuesto considerable de miles de dólares para manipular  medios  de comunicación nacionales”.

 

 

   Según el veterano periodista, esos medios de comunicación, calificados en el informe como medios “disidentes”, no son otros que los medios de oposición al gobierno que reciben financiamiento de la USAID, la Ned y otras organizaciones no gubernamentales, para “generar operaciones de desinformación desestabilizadoras” y poder actuar militarmente en el caso de ocurrir convulsiones y alteraciones de orden social.

 

 

   La información que revela Rangel no se puede considerar una novedad. Es algo que prueba la historia y particularmente la venezolana.

 

 

   Baste decir que desde hace años la abogada e  investigadora Eva Golinger ha venido investigando este tipo de actividades de financiamiento, a partir del golpe de Estado de abril del 2002 contra el Presidente Hugo Chávez.

 

 

  En 2011 Golinger reveló que las organizaciones políticas que son respaldadas por Washington en Venezuela eran precisamente los partidos que conforman hoy la llamada Mesa de la Unidad Democrática (MUD), ganadora de las elecciones parlamentarias del 6 de diciembre pasado: Primero Justicia (PJ), Un Nuevo Tiempo (UNT), Acción Democrática AD), Copei.

 

 

   Por aquellas fechas, Eva Golinger resaltaba la solicitud del presidente de Estados Unidos, Barack Obama, para incluir en el presupuesto anual de la nación norteamericana un bono de cinco millones de dólares para financiar a los partidos políticos de la derecha venezolana y a la llamada "sociedad civil", agrupada en organizaciones no gubernamentales.

 

 

   En definitiva, la cuestión aquí es la misma que se plantea en la guerra económica de la que es víctima Venezuela: ¿por qué la respuesta del gobierno bolivariano no ha pasado de la denuncia de los planes desestabilizadores teniendo todos los elementos para defenderse?

 

 

 

VÍDEO RELACIONADO:

 

 

Acceda para comentar como usuario Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
Normas de participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
Canarias-semanal.org • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress